Guia por Toulouse
Una misteriosa "ciudad rosa" en el sur de Francia

Patria de mermelada violeta, trovadores y aviones Airbus

To content

Distritos de Toulouse

La ciudad está dividida en 6 distritos. Los más seguros y atractivos para los turistas son tres de ellos:

  • centro histórico, es decir la "ciudad rosa";
  • distrito del norte;
  • distrito de Marengo-Jolimon.

La "ciudad rosa", el corazón de Toulouse, tiene la forma de un hexágono desigual. Una de sus caras está delineada por la curva del río Garona. Los bulevares construidos en el siglo XIX encierran el área en un anillo interior. El borde exterior es creado por el Canal Sur, que se conecta con el río. Aquí se concentra la mayoría de los monumentos arquitectónicos, museos, acogedoras cafeterías y restaurantes bohemios. Aquí no hay parques o jardines verdes para caminar. Pero aquí hay muchos clubes y bares y la inmediatez inherente de los franceses. La vista de los ciudadanos cantando canciones en anticipación de un taxi en la puerta de un pub es bastante familiar.

El distrito del norte es mucho más tranquilo que su vecino. Los turistas experimentados prefieren alojarse aquí para dormir bien después de un día agitado. Es en el norte de Toulouse donde se encuentran el parque público Gran Ron, el Parque Real y el Jardín Botánico. Los tres objetos verdes están conectados por puentes. También se puede descansar en uno de los coloridos restaurantes de la zona.

Marengo-Jolimon es ideal para turistas con niños. Un paseo marítimo pequeño pero pintoresco, muchos parques con pequeños estanques donde puede alimentar a los patos e ir en bote, entretenimiento y parques infantiles. El centro de atracción para niños y adolescentes es un gran parque de cuerdas. Marengo-Jolimon es un lugar donde puede familiarizarse con la ciudad, unirse con los lugareños, dar un paseo tranquilo, tomar un café en la terraza o ir de compras.

La parte del sur de la ciudad no es el lugar más favorable para los turistas. No se recomienda estar en tales barrios como Mirai, Empalot, Belfontaine. Aunque Toulouse, como la mayoría de los municipios en Francia, es bastante seguro, no hace falta probar suerte.

El suburbio oriental atrae a todos los amantes del turismo intelectual. Durante un año lo visitan más de 4 millones turistas. La razón principal de tal flujo turístico es el parque temático “Ciudad espacial”. Aquellos que quieren sentirse como los atrevidos conquistadores del Universo pueden observar modelos de tamaño completo del cohete Arian 5, la estación espacial Mir y el módulo Soyuz, así como manejar el lanzamiento en pabellones interactivos con simuladores y ver muchas instalaciones y exposiciones.

Mapa Toulouse

Población

Uno de cada cinco residentes de Toulouse es estudiante. Las universidades dan bienvenida a los estudiantes extranjeros. Este hecho por sí solo garantiza la diversidad étnica de la población. Además, la historia de la ciudad es rica en eventos que contribuyeron al asentamiento de personas de diferentes nacionalidades. Después de la Primera Guerra Mundial, los italianos se mudaron a Toulouse huyendo de la represión de Mussolini. En los años 30 del siglo XX, la política dictatorial de Franco provocó una ola de emigración española. Ahora hay más de 25 mil de españoles en la ciudad.

La comunidad judía ha existido en Toulouse desde el siglo VIII. Es la cuarta más grande de Francia y consta de unas 30 mil personas. El 12% de los residentes de Toulouse son de países árabes. Este vecindario contribuye a la ocurrencia frecuente de conflictos entre representantes de comunidades nacionales. Pero estos eventos ocurren con mayor frecuencia en áreas residenciales y no afectan las áreas turísticas de la ciudad.

Historia breve

La historia de la ciudad provincial más grande y poblada de Francia está llena de altibajos. La primera mención del asentamiento galo de Tolosa se remonta al siglo II antes de Cristo. En el año 106 antes de Cristo fue dominada por Roma. Durante cuatro siglos, Toulouse fue la capital de una provincia imperial en el suroeste de Francia. La influencia cultural de este período todavía se nota en la planificación y la arquitectura de la ciudad.

Del siglo IV al VIII Toulouse sigue floreciendo, teniendo el estado de la capital del reino de la tribu alemana de visigodos, y después sufre un declive, convirtiéndose en un simple asentamiento de guarnición durante el reinado del primer rey de los francos de Clovis. Durante varios siglos pertenecía a varios estados como el resultado de diferentes guerras.

En la Edad Media, Toulouse se convirtió en uno de los municipios más grandes de Europa occidental y el centro cultural de Francia. En el año 1214, Santo Domingo aprobó la orden de los predicadores para educar y combatir la herejía en el sur del país. Y después de 15 años fue fundada la universidad local. Ahora en el territorio de Toulouse hay 12 instituciones de educación superior. Más de 100 mil estudiantes estudian aquí.

El apogeo de Toulouse como centro industrial cae a principios del siglo pasado. En el año 1915, el gobierno francés decidió establecer la producción química y de aviación en la ciudad. Al final de la Segunda Guerra Mundial, Toulouse recibió una generosa asignación del estado para el desarrollo de las industrias aeroespacial, de tecnología de la información, electrónica y bioquímica. Pero la parte antigua de La Ville Rose se conserva cuidadosamente para atraer a los huéspedes y desarrollar el negocio del turismo. La vida cultural de la ciudad es muy rellena. Incluso el viajero experimentado apreciará la amplia gama de opciones de entretenimiento, desde excursiones al Barrio Espacial hasta hasta espectáculos temáticos en la famosa discoteca Bikini.

Mejor tiempo para viajar a Toulouse

Toulouse es una ciudad del sur con un clima muy templado. Así es muy difícil elegir un momento desfavorable para el viaje. Incluso en los meses de verano más calurosos, la temperatura media diaria del aire rara vez supera los +26°C. Los inviernos en la región son suaves y húmedos, con una temperatura promedio de +9°C.

Desde mediados de primavera hasta finales de verano, la ciudad experimenta una afluencia turística. De junio a agosto Toulouse es especialmente ruidoso y divertido. Al final del primer mes de verano se celebra el festival de música “Siesta electrónica”, seguido de las vacaciones de verano en Toulouse. Otra tradición interesante es la organización de muestra de películas al aire libre: el festival Open-air Cinema. Este festival dura de julio a finales de agosto.

Si está nervioso por las colas en la taquilla y la cafetería, el ruido de la multitud, entonces es mejor posponer su viaje a los meses más tranquilos. Septiembre será el momento perfecto. Los arces en miniatura en el Jardín Japonés son especialmente hermosos en este período, el clima difiere poco del verano y los lugareños se vuelven aún más amigables con los invitados, descansando un poco del flujo turístico.

En octubre y noviembre en Toulouse a menudo llueve, y a principios de diciembre llega el momento para prepararse para la Navidad. En este día festivo, los centros comerciales ofrecen promociones y descuentos, mientras que los museos ofrecen descuentos en boletos.

Notas útiles

¿Qué debe hacer en Toulouse de forma obligatoria?

  • Dar un paseo por las aguas del Canal Sur, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Esta vía fluvial es una verdadera obra maestra arquitectónica que se combina perfectamente con la belleza del paisaje de Francia. El canal se origina en Toulouse y se extiende hasta el puerto de Seth pasando por colinas y viñedos pintorescos. Puede disfrutar de un crucero para unas horas, que incluye un almuerzo o cena tradicional de Toulouse. De forma opcional puede ordenar un recorrido completo de dos días. Los aficionados de viajes marítimos pueden alquilar un bote y navegar por el canal de forma independiente.
  • Dar un paseo por la plaza Capitolio, alrededor de la cual fue construida la parte histórica de la ciudad y sus principales atracciones arquitectónicas y culturales. Puede tomar un respiro y disfrutar de las delicias sin distraerse de las bellezas en uno de los muchos restaurantes que ofrecen mesas al aire libre. Si le gusta viajar por la ciudad, puede tomar una excursión en un auto eléctrico.
  • Admirar el templo principal de la ciudad: la Basílica de Saint-Sernin. Esta es la iglesia románica más grande del mundo. Fue construida en el siglo XI en el lugar de enterramiento del primer obispo de Toulouse Saturnin de Toulouse, quien fue ejecutado por su fe. La basílica alberga artefactos religiosos invaluables. Hasta hoy día es un lugar de peregrinación para los cristianos.
  • Visitar el Capitolio. Este edificio histórico de tres pisos está ubicado en la plaza central de la ciudad. Hoy alberga el ayuntamiento, la ópera y la orquesta sinfónica, a menudo se celebran bodas. La mayoría de las habitaciones son accesibles para turistas, donde se pueden admirar los interiores del siglo XIX, pinturas y esculturas de la época del clasicismo, así como pinturas de impresionistas.
  • Visitar el Festival Violeta. Se lleva a cabo anualmente a principios de febrero, reuniendo a los mejores floristas del mundo. La acción dura solo dos días, pero la fiesta reina en cualquier tienda, cafetería y restaurante. La violeta es un símbolo de Toulouse. Cada año los turistas cojen consigo toneladas de recuerdos fragantes de la ciudad: perfumes y lociones, jabones y bolsitas, servilletas bordadas, flores confitadas y mermelada de violeta. Este último, sorprendentemente, no tiene nada que ver con los dulces. Los franceses lo sirven con platos de carne.
  • Hacer un recorrido gastronómico por el mercado Victor Hugo. Está organizado por expertos culinarios. El programa incluye observación del mercado, compras de delicias y varias degustaciones. Debe obligatoriamente comprar lo siguiente: varios tipos de foie gras, queso Roquefort y vino tinto seco Cahors.
  • Encontrar armonía entre las bellezas del jardín japonés. En el año 1981, el alcalde de Toulouse, Pierre Bodie, decidió equipar un parque temático en la ciudad. Fue creado a imagen de los antiguos jardines de Kioto. Sus principales elementos paisajísticos son colinas y cerros. El parque tiene muchos estanques artificiales con arcos rojos de puentes tallados. En el centro del jardín japonés hay un gran escenario. A menudo se usa durante festivales y vacaciones en la ciudad.
  • Comprar antigüedades en el mercadillo de la basílica de Saint-Sernin. Los comerciantes llegan al templo todos los domingos. Es bastante difícil encontrar artículos particularmente valiosos. Sin embargo, si tiene bastante paciencia, en un montón de basura realmente puede encontrar relojes y joyas vintage, accesorios, libros y postales, artículos de decoración.

Hoteles en Toulouse

Últimos artículos

Todo
Vista del canal de París con casas y plantas con flores
19.01.2023
Francia será el país más visitado del mundo en el año 2025
Vista de la estación de esquí de Tignes y el Club Med
16.01.2023
Se inaugura un hotel Club Med en la estación de esquí de Tignes
Nostalgie-Istanbul-Orient-Express
02.12.2022
El nuevo Orient Express volverá a Europa en 2025
Playa parisina sobre el Sena
20.10.2022
Autoridades de París permitirán que la gente se bañe en el Sena
Playa en Niza
03.06.2022
Las playas para personas con necesidades especiales se abrirán en Niza
Una copa de vino tinto en una terraza de viñedos en la región de Lavaux
25.04.2022
Se abrirá en Dijon un centro internacional de cocina y vinos franceses